FLUME de Bon Iver, cover de Mónica García (Letra y traducción)

Sobre Mónica
Muchos, sobre todo los padres de niños nacidos desde hace unos 8 años, la conoceréis por Cantajuego y su Grupo Encanto, esa bendición que llegó para que los peques hicieran más caso a la música que a los padres y además poder jugar y bailar con ellos gracias a canciones que todos conocemos de cuando éramos niños, pasando siempre un rato divertido, y ayudándonos en definitiva con la educación de nuestros hijos.

El caso es que Mónica salió de aquel proyecto, creo que igual que a todos nos llega un momento en que necesitamos crecer o dar un paso hacia lo que nos completa. Pero hay quienes tienen el coraje de darlo y otros no. Y hace dos años llegó para ella y lo dio. Yo, por desgracia, no llegué a verla en directo pues mi hija no tenía aún 2 años cuando lo dejó. Aún disfrutando ya de Cantajuego en casa, no tenía edad para ir a un auditorio. Pero recuerdo ver los créditos del espectáculo de este pasado Diciembre en el que aparecía su nombre en el apartado de “Coreografía”. Su creatividad y aportación personales, tan especiales, estarán siempre ahí, como parte principal de lo que ha hecho crecer el formato hasta la dimensión que tiene hoy.

Como nosotros recordamos a Miliki, nuestros hijos recordarán a Monique bailando “Soy una taza” entre otras. Pero su talento artístico no se limita a este trabajo.

El vídeo que veis arriba, grabado hace 1 año, es ella interpretando “Flume”, de Bon Iver, sin arreglos, con melismas perfectos, y sólo una guitarra acompañándola. Evoca dulzura, suavidad y clase.

Y en su canal de Vimeo podéis también ver un breve resumen de su paso por Cantajuego. En YouTube, a parte del ingente material disponible, homenajes de fans tras dejar Cantajuego y especiales, presta sus dotes interpretativas a una buena causa, declamando prosa de Marllo Gracia. En Twitter o Facebook, podréis entrever la persona sencilla, de gran calidad humana, amable y alegre detrás del personaje que le ha servido para ganarse el aprecio del público. Yo me hecho fan incondicional de ella desde que está en Twitter donde también cuelga material como el resumen del concierto que dio Plácido Domingo en Qatar en 2010 en el que aparece Mónica bailando hacia el minuto 3 y pasado el minuto 5.

Sobre la canción
La letra es de las más complejas de interpretar de cuantas he traducido. La clave para poder leerla bien es la relación entre madre e hijo, habiendo varias referencias al nacimiento. Mi interpretación es completamente libre. En este otro enlace podéis leer otra posible que me pareció bastante buena.

Flume

I am my mother’s only one
It’s enough
I wear my garment so it shows
Now you know

Only love is all maroon
Gluey feathers on a flume
Sky is womb and she’s the moon

I am my mother on the wall
With us all
I move in water, shore to shore
Nothing’s more

Only love is all maroon
Lapping lakes like leery loons
Leaving rope burns, reddish ruse

Only love is all maroon
Gluey feathers on a flume
Sky is womb and she’s the moon

Torrente

Para mi madre soy su ojito derecho
Suficiente
Visto la ropa de manera que se vea
Ahora ya lo sabes

Sólo el amor es rojo oscuro
Plumas pegajosas en un torrente
El cielo es el útero y ella la luna

Soy [Estoy en una foto con] mi madre en la pared
Con todos
Me muevo en el agua, de orilla a orilla
Nada más

Sólo el amor es rojo oscuro
Chapoteando en el lago como patos expectantes
Al soltar la cuerda quema, rojiza trampa

Sólo el amor es rojo oscuro
Plumas pegajosas en un torrente
El cielo es el útero y ella la luna

Sueños

Los sueños pueden adquirir distintos significados. Ahora me voy a centrar en el significado onírico, es decir, en los sueños que experimentamos mientras dormimos, en los cuales nos sentimos como en la realidad pero únicamente es una artimaña del cerebro para hacernos creer que lo estamos viviendo.

Mucha gente dice ser capaz de ganar consciencia dentro de un sueño, también llamado sueño lúcido, lo que significa que se percatan de que están dentro de un sueño y pueden hacer y deshacer a su antojo para vivir lo que les apetece. Yo no puedo decir si es cierto o no, pero sí sé que yo no he sido capaz de hacerlo, y si alguna vez me ocurriera tengo tantas ideas en la cabeza que de los nervios me despertaría. Tener la vida solucionada para toda mi familia y yo, tener superpoderes, como superfuerza, pilotar el Halcón Milenario…lo típico.

Me sucede que si estoy soñando justo cuando despierto (o me despiertan) recuerdo bastantes detalles del sueño. De lo contrario, si sueño a lo largo de la noche y me despierto tranquilamente por la mañana (he de aclarar que esto no sucede desde hace más de 3 años, edad que tiene mi hija mayor), entonces sé que he soñado, pero no sé qué o lo recuerdo muy vagamente.

De todas formas, despreciamos el valor de los sueños. Pensamos que, de manera fortuita o inexplicable, vino a nuestra cabeza mientras estábamos entre los brazos de Morfeo y que allí se quedará. Ahora, en ocasiones ha ocurrido que un sueño está conectado de alguna manera con la realidad o incluso nos ha ayudado a resolver problemas. Así, que propongo darle un par de vueltas y que las próximas veces que soñéis siempre le deis un sentido al sueño, aunque sea el más disparatado. ¿Que soñamos que somos atacados por cientos de culebras?: señal para que al día siguiente comamos espaguetis. ¿Con un paquete de tiras de bacon?: señal de que tenemos que comprar un puzzle de Peppa Pig a nuestra hija. ¿Que soñamos que conocemos en persona a nuestra estrella favorita?: ya puede ser un sueño lúcido, no tiene sentido alguno.

Es importante escribir el contenido del sueño, pues se sabe que pasados 10 minutos se olvida. Yo debo soñar despierto, porque se me ocurren un montón de ideas durante el día que olvido al instante.

Cadena de favores revisada

Si alguna vez muestro una actitud sorprendentemente desinteresada hacia ti, lector, no te extrañes. No pienses que quiero algo en contraprestación o que hay alguna intención oculta detrás de mi proceder. Realmente es desinteresado y en pago por algún otro favor que recibí de ti sin que, probablemente, fueras consciente de que me lo estabas prestando.

Todos, inconscientemente, en el desarrollo de nuestra vida, al interactuar con las gentes que se cruzan en nuestro camino, les aportamos algún tipo de beneficio, ya sea derivado de nuestro trabajo, más allá de nuestro trabajo, o simplemente porque nos caen en gracia y disfrutamos siendo amables y alegrándoles el día durante un pequeño instante.

Algo tan elemental como un momento de agradable charla banal, una sonrisa ante un cruce de miradas, facilitar el paso cuando no era menester, y así en progresión, hay gente que mejora nuestra vida, que nos cambia, que nos incita e inspira. ¿No merece eso un pequeño favor a cambio?

Las cadenas de favores no se inician voluntariamente. Constantemente, nuevas cadenas de favores se inician sin que su iniciador caiga en la cuenta. Es muy cierto, también, que el receptor es consciente de esto en pocas ocasiones y por tanto no habrá una reacción en consecuencia, pero esta cadena de favores revisada no entiende de aritméticas o exactitudes. Sólo entiende de bondad humana y por tanto nunca llega a romperse.

Música

Igual de perfecta    que dos cuerpos vibrando
Que el aroma a jazmín    impactando en tu olfato
Que la lluvia de mayo    cayendo en tus brazos
Que el baile de un árbol    al son de tu canto

Tan cálida como un    abrazo en diciembre
Como el amor pasional   que cala en los huesos
El impulso imparable,    la belleza en lo simple
Como tu pecho latiendo,    durmiendo en mi lecho

Música
Traes orden al caos
El viaje al más claro    rincón en la mente
Al lugar de recuerdos    alegres y gratos
Y ninguna pena    se toca o se siente

Elevas las almas
Apaciguas y cuidas
Acompañas y animas
Enluces y reparas

Muy poco hablamos    del que te crea
Del que hace del mundo    redondo y perfecto
Y con su arte complejo    de clave y corchea
Regala al oído    la vida in crescendo

Música
No hay más    verdad que la tuya
Con la que a bailar    tu balada nos llama
Y si la verdad    nos hace libres
Libre es    el que te ama

John Legend – All Of Me (Letra y traducción)

Nos ponemos románticos y empalagosos con este tema que John Legend compuso a su mujer como regalo de bodas. Una balada muy pegadiza y de letra sencilla. Si de por sí las letras de cualquier canción son poesía, las de las canciones de amor tienen un plus poético que, sobre todo para la gente que esté enamorada, cobra mucha más trascendencia.
Utiliza varios giros en inglés que obviamente no se pueden traducir literalmente al español, pero tampoco sé si escogí la mejor traducción.
Disfrutad de esta bella canción un sábado a la luz de las velas o en una cena en la azotea del edificio más alto de vuestra ciudad divisando el juego de luces y el movimiento del resto de la gente ajena al momento.

[Verse 1:]
What would I do without your smart mouth?
Drawing me in, and you kicking me out
You’ve got my head spinning, no kidding, I can’t pin you down
What’s going on in that beautiful mind
I’m on your magical mystery ride
And I’m so dizzy, don’t know what hit me, but I’ll be alright

[Pre-Chorus:]
My head’s under water
But I’m breathing fine
You’re crazy and I’m out of my mind

[Chorus:]
‘Cause all of me
Loves all of you
Love your curves and all your edges
All your perfect imperfections
Give your all to me
I’ll give my all to you
You’re my end and my beginning
Even when I lose I’m winning
‘Cause I give you all of me
And you give me all of you, oh

[Verse 2:]
How many times do I have to tell you
Even when you’re crying you’re beautiful too
The world is beating you down, I’m around through every mood
You’re my downfall, you’re my muse
My worst distraction, my rhythm and blues
I can’t stop singing, it’s ringing, in my head for you

[Pre-Chorus:]
My head’s under water
But I’m breathing fine
You’re crazy and I’m out of my mind

[Chorus:]
‘Cause all of me
Loves all of you
Love your curves and all your edges
All your perfect imperfections
Give your all to me
I’ll give my all to you
You’re my end and my beginning
Even when I lose I’m winning
‘Cause I give you all of me
And you give me all of you, oh

[Bridge:]
Give me all of you
Cards on the table, we’re both showing hearts
Risking it all, though it’s hard

[Chorus:]
‘Cause all of me
Loves all of you
Love your curves and all your edges
All your perfect imperfections
Give your all to me
I’ll give my all to you
You’re my end and my beginning
Even when I lose I’m winning
‘Cause I give you all of me
And you give me all of you

I give you all of me
And you give me all of you, oh
[Verse 1:]
¿Qué haría sin tu boca de
listilla?
Atrayéndome, y tú echándome
Me tienes la cabeza dando vueltas, en serio, no puedo ponerte contra la pared
Qué ocurre en esa preciosa mente
Voy en tu viaje mágico y misterioso
Y estoy tan atontado, no sé qué me golpeó, pero estaré bien

[Pre-Chorus:]
Mi cabeza está bajo el agua
Pero respiro bien
Estás loca y yo he perdido la cabeza

[Chorus:]
Porque todo yo
Ama todo de ti
Ama tus curvas y tus contornos
Todas tus perfectas imperfecciones
Dame todo de ti
Y te daré todo de mí
Eres mi fin y mi comienzo
Incluso cuando pierdo salgo ganando
Porque te doy todo de mí
Y tú me das todo de ti

[Verse 2:]
Cuántas veces he de decírtelo
Incluso cuando lloras,
también eres preciosa
El mundo está venciéndote, yo estoy cerca, en tu ánimo
Eres mi perdición, eres mi inspiración
Mi peor distracción,
mi rhythm and blues
No puedo parar de cantar, está sonando, en mi cabeza, para ti

[Pre-Chorus:]
Mi cabeza está bajo el agua
Pero respiro bien
Estás loca y yo he perdido la cabeza

[Chorus:]

Porque todo yo
Ama todo de ti
Ama tus curvas y tus contornos
Todas tus perfectas imperfecciones
Dame todo de ti
Y te daré todo de mí
Eres mi fin y mi comienzo
Incluso cuando pierdo salgo ganando
Porque te doy todo de mí
Y tú me das todo de ti

[Bridge:]
Dame todo de ti
Las cartas sobre la mesa, mostramos nuestro corazón
Arriesgándolo todo, aunque sea duro

[Chorus:]
Porque todo yo
Ama todo de ti
Ama tus curvas y tus contornos
Todas tus perfectas imperfecciones
Dame todo de ti
Y te daré todo de mí
Eres mi fin y mi comienzo
Incluso cuando pierdo salgo ganando
Porque te doy todo de mí

Y tú me das todo de tiTe doy todo de mí
Y me das todo de ti

Mitad positivo, mitad positivo

Ayer me encontré con un amigo de la infancia, de aquellos que aparecen en muchos de los recuerdos que asaltan tu cabeza en cualquier momento. Vivimos en el mismo barrio hasta los 20, más o menos.

Reflexionando sobre el encuentro, recordé las escasez de preocupaciones, de los líos en los que nos metíamos, las conversaciones, los buenos ratos… Me contó que seguían viéndose mucha de la gente con la que nos juntábamos, que los que eran balas perdidas lo seguían siendo y bueno, todo muy parecido. Suena muy bien…con 20 años.

Mi sentimiento respecto de esto, es que en muchas encrucijadas en tu vida cuesta dar un paso que no sabes correcto, principalmente por falta de perspectiva. Me explico. Mis padres, en cierto momento, decidieron mudarse pensando en lo mejor para nosotros, y nosotros, sus hijos, que teníamos todas nuestras amistades en aquel barrio, y nos suponía problemas de diversa índole nos opusimos fervientemente. Pero ellos no dudaron. Pasando el tiempo, me doy cuenta de lo bien que hicieron, y cuánto me alegro de que lo hicieran. No quiero entrar al detalle de las razones, es sólo un paradigma. Quiero llegar a la conclusión de que los pasos hacia delante, los cambios, suelen traer cosas mejores aunque en un principio el cambio sea traumático y perjudicial. No es mirar el lado positivo, es que los cambios son positivos por sí mismos.

Otras veces resultan ser un error… que pasa a convertirse en lección de vida, y esta lección, a su vez, traerá cosas mejores en el futuro aunque deje una profunda cicatriz en nosotros. La vida es cambio y aprendizaje.

La Luna y el crepúsculo

La Luna y el crepúsculo

Ayer saqué esta foto desde mi casa. He hecho fotos de la Luna muchas otras veces, pero creo recordar que nunca durante el crepúsculo, donde los colores que rodean a la Luna, y los suyos propios, son distintos de los que podemos ver durante el día y, por supuesto, durante la noche.

Hay algo en la Luna que nos fascina. En mi opinión es el poder de reflejar la luz del Sol como lo hace, la penumbra que genera la Luna llena, y el contraste tan impresionante que presenta en mitad del cielo azul, naranja, violeta o negro.
Es objeto de material poético, lírico, artístico y filosófico, por lo dada que es a metáforas gracias a que tiene una cara oculta (41% de su superficie es invisible desde la Tierra), influye en las mareas, provoca eclipses y su intrínseca belleza.

También nos asombra porque es la única Luna que tenemos.

Mírame un poquito lo de leer

Hoy, recogiendo a mi hija del colegio, he visto que alguien ha colgado este cartel en la entrada. Ya sabemos que hay personas que son muy aficionadas a colgar cartelitos de todas partes con mensajes sobre mierdas de perro, vecinos, chicles y pipas, pero este me ha gustado especialmente:

Saramago

Me ha hecho pensar que, efectivamente, leer es también salud aunque nunca nos demos cuenta. Nadie entra en la consulta del médico y le dicen «le voy a pedir a usted que lea ‘El Arte de la Guerra’ de Sun Tzu y ‘La Metamorfosis’ de Kafka'». La lectura de un buen libro puede cambiarte y darte perspectiva sobre el mundo en el que vives, aparte de enseñarte, culturizarte, fomentar tu imaginación, divertirte…

Pero si nos paramos un momento a meditarlo, nos daremos cuenta de que leer tiene efectos sobre la persona siempre positivos, así lo veo yo. Es cierto que casi todos estos efectos se manifiestan en la mente, pero ¿no es necesario tener sana también la azotea?.

Al igual que la sociedad presiona, cada vez más, para tener un cuerpo sano, lo cual sea dicho de paso me parece perfecto y ‘mens sana in corpore sano’, creo que también se debería hacer hincapié en lo mermada que queda la imaginación y la mente de no llevar una disciplina de lectura regular. Quizás no sea el más indicado en hablar de «disciplina regular de lectura» con 2 niños y libros que me duran meses, pero procuro no perderla.

Runner, bien, pero mírame un poquito lo de leer…

Mitad persona, mitad circunstancias

Re-leyendo entradas de años pasados (escribo este blog desde el 2005), me sorprendo de lo que he cambiado en ciertos aspectos de mi carácter, eso que dicen muchos psicólogos que es la parte de la persona que nace y muere con uno sin posibilidad de cambiar. Sobre temas como la música, la política, la amistad… me he ido tranquilizando, me he hecho mucho más tolerante, y por supuesto, trato los temas con mucha menos vehemencia.
Por ejemplo, escribí sobre lo poco que me gustaba el flamenco, cuando ahora sí me gusta. No todo, pero soy seguidor de la inconmensurable Sara Baras desde hace tiempo, cuya manera de bailar y desplegar su pasión-necesaria una entrada exclusivamente sobre ella- ya me atraía incluso entonces.

Creo que salían los textos mucho más fácilmente que ahora, aunque espero que esa tendencia se pueda cambiar. Era capaz de sentarme sin tema sobre el que escribir, y acabar hablando de algo que quizás interesaba más o menos al lector, pero a mí me servía de vía de escape. Siempre lo he dicho: el objetivo de escribir este blog nunca ha sido que se lea, aunque obviamente me encanta que entre gente a leerlo, dicho sea de paso, sino que, igual que un guitarrista se evade tocando la guitarra, a mí me sirve de válvula de escape del mundo real escribir sobre cualquier asunto.

Estoy seguro de que mucha gente que lo ve difícil y ajeno podría practicarlo y ayudarle, pero al no haberlo hecho nunca, no ha descubierto el entretenimiento tan sano que es escribir.

Tengo una espina clavada en el sentido de que poca gente puedo considerarla «sincera» a la hora de valorar mis entradas. Espero se me entienda. He recibido pocas opiniones más allá de amistades y familiares, lo cual no me da una medida clara. ¿Puedo suponer, pues, que lo que escribo es poco interesante? Esto es lo más probable, ¡pero no lo sé!. Si alguien llegara por casualidad a leer esto, sea usted tan amable de darme su opinión sincera y cruda sobre alguna de mis entradas. ¡Gracias! ¡Lo necesito! No es por autoafirmación, es por resolver esa duda lógica en cualquiera que publica algo.

Veo que ya cuidaba mucho la escritura por aquel entonces. Siempre me ha gustado escribir lo mejor posible en cualquier medio: mensajería, correo electrónico, documentos… Prefiero tomarme el tiempo de redactar correctamente porque así ejercito la gramática y la ortografía, aparte de que creo que en cualquier comunicación es importante ser correcto y es una manera de mostrar respeto a tu receptor.

Encuentro que, como me sigue pasando, a veces enmarañaba un poco los textos para expresar algo sencillo, utilizando mucha expresión hecha que en este tipo de escritos carecen de sentido. Si algo tiene el empezar como aficionado a escribir poemas, es darte cuenta de que el vocabulario español tiene palabras que llevan tanto significado que no necesitan adorno y por sí solas pueden evocarte infinidad de cosas. Twitter es muy bueno para esto también, puesto que no permite mensajes de más de 140 caracteres, empujándote a buscar el máximo significado en el mínimo contenido: síntesis.

No estoy seguro de si he cambiado yo o me han cambiado las circunstancias. Ortega y Gasset lo dijo bien claro en su primera obra, «Meditaciones del Quijote«: «Yo soy yo y mi circunstancia y si no la salvo a ella no me salvo yo». A diferencia de la psicología, pienso que el carácter de alguien no es sólo la persona, sino que la persona es la mitad del carácter, y la otra mitad lo que le haya ocurrido durante su vida. La primera mitad, de acuerdo, no la puedes cambiar, está en tus genes. La segunda sí, las circunstancias, en su gran mayoría, se pueden elegir.

A todas las madres

Las madres son aquellas que dan vida
que por otros dan la suya
Que con una mano arruya
Y con la otra prepara el día

Desde el limbo cálido que le abraza
Hasta la ley que les separa
El vástago no ha de dudar más
Ella estará sobre todo en el mal

Las primeras en llegar
Las últimas en marchar
Las primeras en sacrificio
Las últimas en disfrutar

Su alma extendida en su hijo
No sabe de propio dolor
Sólo sabe sobre aprecio
Sobre el más elemental amor

Elemental es el amor por su niño
Pero complejo entender la estrechez de sus lazos